Joseán Moreno, de ‘El Médico’ a ‘La Historia Interminable’

Noah Gordon me dijo: “Tienes una energía tan maravillosa, que debería embotellarse”

Joseán Moreno posee un físico y una voz más que potentes. Es un “niño de la tele”, porque sus padres siempre la tenían de fondo y el aprendía y soñaba con ella. Pese a venir del mundo de la comunicación, la radio y las bandas de jazz, cuando la vida le llevó a defender personajes importantes en los musicales ya afianzados de este país, demostró que lo suyo era el musical. Durante más de 400 funciones ha sido Barber en el gran musical deEl Médico, compuesto por Iván Macías y Félix Amador y producido por Beon Entertainment. Ese personaje que escribió en su día Noah Gordon y que el mismo autor pudo ver en pie en su primer estreno en Madrid y que le ha llenado de alegrías y premios, es sin duda su gran carta de presentación a día de hoy y el personaje que más satisfacciones le ha regalado. Joseán vive cada función como la primera o la última, es como un niño grande que disfruta y teme por igual, que ríe y llora con la misma facilidad. Es un portento de la naturaleza y un compañero excelente.

Le fascina jugar, aprender, disfrutar. Es un gran admirador de la risa y de lo que nos cura, del arte, de los tesoros escondidos y de la música, el cine, la escena, el lenguaje artístico…

Es un artista que aporta todo lo que puede de él mismo. No es muy frecuente en este oficio, pero ha tenido la suerte de que algunos directores y autores hayan confiado en él más de una vez para hacer crecer sus personajes, y le han dado manga ancha. Dice que otros le han pedido todo lo contrario, y que en ese caso se pone en “modo aprendizaje” y tira de oficio con todo el respeto que siempre ha tenido por la visión del director. Piensa que todo aporta en esta carrera, y que es maravilloso cuando alguien dice, “has nacido para hacer ese papel”, porque eso significa que realmente el equipo creativo ha conseguido meterle en la piel del personaje, tenga o no tenga algo o nada que ver con Joseán Moreno.

Alberto Vázquez: ¿Qué hay antes de Barber?

Joseán Moreno: ¡Varias tallas menos! Ese es uno de los casos en los que me pidieron una transformación física, engordé 25 kilos, me dejé melenas y barbas… Es cierto que Barber me ha dado una visibilidad que antes no existía. Yo vengo de la música, del jazz y de los medios de comunicación, de la televisión y la radio donde, hace no tantos años, fui presentador, redactor, guionista, director, entrevistador, creador de cientos de proyectos y la voz de millones de cuñas de radio y spots de tv.

Pero un buen día de enero me quedé sin trabajo, me presenté a un casting y en febrero me estaba estrenando como actor de musicales en la Gran Vía con ‘Grease, el Musical’. Yo estudiaba interpretación, venía con mucha soltura en el escenario y la cosa salió bien, nadie notó que estaba aterrorizado. Desde entonces fueron casi 4 años y más de 700 funciones cantando ‘Beauty school drop-out’, una verdadera universidad. Después vinieron más proyectos grandes y pequeños, musicales y de texto, más castings, muchos tropiezos, algunos aciertos y, sobre todo, la sensación de que cumplo mi sueño cada día que me subo al escenario.

Alberto Vázquez: ¿Es Barber un antes y un después en tu carrera?

Joseán Moreno: Sí, claro. No me molesta en absoluto que me identifiquen con Barber, ojalá ‘El Médico’ se perpetúe en el tiempo y sigamos hablando de él y del carro y de la “panacea universal”. Tengo mi propia teoría: si los conservatorios hoy incluyen la música popular o el folk de hace cien años, alguien dentro de otros cien años estudiará a Iván Macías y Félix Amador, y a Noah Gordon… y en algún rinconcito de algún pie de foto quizá aparezcamos los actores que hoy hacemos este maravilloso musical. Eso debería ser así, quizá nunca ocurra, pero da gustito pensarlo.

Alberto Vázquez: Resúmeme estas 400 funciones…

Joseán Moreno: Han sido 300 funciones del musical oficial en el Teatro Nuevo Apolo de Madrid, más otras ciento y poco de esta nueva versión en gira, sí. Da vértigo pensarlo, pero quien me conoce sabe que cada noche ha sido diferente y que mi entrega surge de forma natural, me he enamorado de cada teatro, de cada emoción, de muchas personas que han venido abrazarme como si les hubiera hecho un regalo, y el que se siente bendecido soy yo; por contar esta historia, por cantar la partitura de Iván, por llevar la imponente creación de Lorenzo Caprile, por grabar en Londres con la London Symphony Orchestra y Kevin Killen, por conocer a artistas que se han convertido en mi familia hoy: la familia Gordon, Iván Macías, Daniel Diges, Enrique Ferrer, Dario Regattieri y tú, Alberto. Y muchos más que han aportado su arte para contarlo y sumar gotitas de emoción a esta fórmula… ¡Larga vida a ‘El Médico’!

Alberto Vázquez: ¿Desde dónde construyes tus personajes?

Joseán Moreno: No es un secreto, yo sigo mi intuición inicial y con ella voy a muerte. Yo soy un niño de la tele, mis padres trabajaban y yo siempre estaba con la tele puesta, escuchando música y dibujando. Así que, cuando veo un personaje, lo ubico inmediatamente y me lo imagino vivo, en movimiento, su ritmo, su energía, su voz, todo se trabaja y se elige, pero siempre intento recordar mi sensación inicial. Después hay que estudiar, hermano, pero la única forma de que funcione un personaje es estrujando sus debilidades, sus necesidades, si no necesita nada, deja de ser interesante y útil.

Alberto Vázquez: Tienes una voz realmente privilegiada, ¿Algún maestro en concreto es el responsable?

Joseán Moreno: Muchas gracias, pero dentro de las decenas de maestros que he tenido, tengo un vivo recuerdo de mi primer maestro, Ramón Herrera, él en mi juventud me enseñó la técnica del canto lírico y me animó siempre a tener fe en mi instrumento y a cuidarme la voz. La radio me hizo “tener callo” cuando había que locutar en directo a las 6 de la mañana en invierno o grabar cien cuñas de publicidad seguidas… Lo demás ha sido echarle muchas ganas, mucha curiosidad y no tener miedo a usar y a escuchar la voz.

Alberto Vázquez: Y ahora ‘La historia Interminable’

Joseán Moreno: ¿Te imaginas? Yo era Bastian, el niño que siempre prefería estar leyendo a darle a la pelota en la calle. Era mi novela favorita de crío, así que estoy deseando ver cómo se levantan los personajes físicamente delante de mí, estar en un escenario y compartir trabajo con Morla, los Diminutenses, Gmork, Bastian, Atreyu, la Emperatriz Infantil, Xayide, Fujur…es indescriptible. Sobre todo, a sabiendas de que esta producción es seguramente lo más grande que se ha hecho y se va a ver en España y eso es mucho, nuestro país es uno de los templos del teatro musical en el mundo. Y Fastasia será el país favorito de todos los amantes de los musicales, de la cultura de los 80 y de los que tenemos al niño interior siempre a flor de piel.

Alberto Vázquez: Si te digo Iván Macías…

Joseán Moreno: Como artista es una mezcla entre Mozart, John Willliams, Michel Legrand y Danny Elfman… pero entre vinos es un amigo.

Alberto Vázquez: Si te digo Noah Gordon…

Joseán Moreno: Papá Gordon le seguimos llamando, él sigue en nuestro corazón. Él creyó en nosotros y vivió intensamente la creación de ‘El Médico el Musical’, vino a Madrid, y sonriendo me dijo algo que nunca olvidaré: “Eres el Barber que siempre tuve en mi imaginación, tu energía es tan maravillosa que debería ser embotellada”. Mira, todavía me emociono al recordarlo, qué arte maestro…

Alberto Vázquez: Tu personaje soñado…

Joseán Moreno: Todos los días tengo uno nuevo favorito, lo quiero cantar todo, pero lo mío es la inmersión total así que… mis personajes de ‘La Historia Interminable’. Soy la voz de Fújur, ¿Se puede pedir más?

Alberto Vázquez: Un consejo para los que empiezan…

Joseán Moreno: Que se equivoquen mucho, pero que aprendan de sus errores y que no se hagan daño, ni vocal, ni físico, ni mental. Ah, y una lección muy importante, una vez tuve la suerte de ver en directo en Nueva York a Aretha Franklin, fue toda una experiencia, la idolatro desde niño. Después de más de dos horas de concierto acabó con una canción que, dijo, resumía toda su carrera y que era un regalo que quería hacernos, por eso la cantó para terminar aquella noche. Es del musical ‘The Wiz’. La canción se llama ‘If you believe’ y sus últimos versos son una revelación que todo artista debería tatuarse: si crees en ti mismo, los demás te creerán, como yo creo en ti.

Alberto Vázquez: Tu palabra favorita y por qué.

Joseán Moreno: “Follar”… Porque es barato y divertido.

Foto: Javier Naval

¿Te ha gustado? Compártelo en tus redes sociales
Facebook
WhatsApp
Twitter
LinkedIn
Telegram
Actor, cantante y ocasionalmente escritor. He desarrollado una amplísima carrera en la televisión, el cine, y sobre todo en el teatro musical participando en producciones como ‘Mamma Mía’,  ‘Antoine’, ‘Amar en tiempos revueltos’ o ‘Cuéntame cómo pasó’. Actualmente actuando en el musical ‘El Médico’.

¡No te pierdas ni una sola noticia!

Inscríbete a nuestra newsletter y canal de Telegram para estar al día de todas las novedades
Otros artículos relacionados

Lidia San José, entre México y España

César Camino: “El teatro me ha abducido en los últimos años”

Paco Arrojo, nuevo y flamante Sha en ‘El Médico’

Suscríbete a la newsletter

¿Quieres estar al día de todas las novedades culturales? Con beKultura es posible, ¡suscríbete!

¡No te pierdas ni una sola noticia!

Inscríbete a nuestra newsletter y canal de Telegram para estar al día de todas las novedades